La boda de cuento de hadas de Pippa Middleton

La hermana de Kate Middleton, futura reina de Inglaterra, tuvo una boda de princesa sin títulos nobiliarios.

James Matthews y Pippa Middleton. (Foto: REUTERS)
Realeza Texto: Ana Laura Sánchez-Díaz Monge y Erika Roa T. / Fotos: REUTERS, AP, AFP, Getty Images y Grosby Group 25/05/2017 06:00 Actualizada 12:01

El exquisito anillo de compromiso, el escenario de la boda, la exclusiva lista de invitados, el cortejo real y la elegancia de la novia formaron parte del enlace más esperado del año en Inglaterra. Pippa Middletone y James Matthews fueron los protagonistas del acontecimiento social del año. Un rincón tranquilo de la campiña de Berkshire se transformó en el lugar donde se festejó la boda del año, con la presencia de los Duques de Cambridge,y los príncipes George, Charlotte y Harry.

Pippa Middleton hizo su arribo a la Iglesia de St. Marks junto a su padre, Michael, en un Jaguar de 1951. Padre e hija caminaron hasta la puerta de la iglesia, para ser recibidos por ocho pequeños entre ellos sus sobrinos Charlotte y George quienes fueron pajes.

Kate Middleton arreglando el velo de su hermana Pippa Middleton. (Foto: REUTERS)

 

Pippa lucía radiante y al descender del auto se reveló el secreto mejor guardado, su vestido de novia confeccionado por el diseñador Giles Deacon, al cual David Emmanuel (creador del vestido de boda de la princesa Diana) describió como: “simple y bastante, predije que sería suave, bonito y muy inglés”.

Su vestido se unió con un velo de Stephen Jones, una tiara de Maidenhair Fern (creada exclusivamente para ella por el prestigioso joyero Robinson Pelhamy), zapatos de satín de marfil de Manolo Blahnik y como último detalle su sencillo pero sofisticado ramo diseñado por los floristas londinenses de Lavander Green. Este fue un ramo similar al que usó su hermana Kate, Duquesa de Cambridge, hace seis años sin embargo Pippa supo impregnarle su propio estilo.

Carole Middleton y su hijo James Middleton. (Foto: REUTERS)

 

Junto a ella estaba su padre, que tomó la mano de su hija y la acompañó rumbo al altar en la iglesia de St. Marks, allí ya los esperaba su madre Carole Middletone y su hermano James. La Duquesa de Cambridge desempeñó un cariñoso papel como hermana mayor, pues en todo momento acompañó a Pippa, arregló su vestido y organizó a los pajes a la entrada y salida de la iglesia.

De los primeros invitados en llegar fueron William y Harry, quienes llegaron juntos, muy entusiasmados y enfundados en elegantes trajes como lo dicta el protocolo inglés. Otros invitados especiales incluyeron al hermano del novio, Spencer Matthews, el polémico tío de Pippa, Gary Goldsmith, la princesa Eugenia de York acompañada por su novio Jack Brooksbank, el tenista Roger Federer y Donna Air, novia de James Middleton y Lady Gabriella Windsor hija de los príncipes de Kent.

Príncipe William y príncipe Harry. (Foto: Xinhua)

 

Los floristas se encargaron de que la iglesia luciera excepcionalmente elegante, con peonias, flor de sweet pea, fresia, rosas blanca y rosadas, también a cargo de Lavander Green, lo más destacado fue el arco de flores a la entrada de St. Marks, los arreglos en los pilares y los del estrado intercambiaron sus votos y alianzas de Cartier.

En la ceremonia participó el coro de la catedral de Winchester, el padrino de la boda Spencer Mathews leyó un pasaje del libro “El Alquimista”, de Paulo Coelho, y James Middleton también hizo algunas lecturas durante la ceremonia.

James Matthews y Pippa Middleton. (Foto: AP)

 

Con las campanadas de la iglesia de St. Marks que anunciaban la nueva unión, los novios salieron felices de la iglesia después de un servicio que duró alrededor de 45 minutos. Los recién casados tenían una gran sonrisa y antes de salir hicieron una pausa mientras sus pajes jugaban alrededor de ellos. Antes de partir a la recepción, se dieron su primer beso como marido y mujer ante cientos de cámaras de la prensa e invitados.

Después del servicio religioso, un banquete de bodas los esperaba en casa de los padres de la novia en Bucklebury, se ha informado que esta boda costó alrededor de £300,000 (11 millones de pesos mexicanos aproximadamente).

(Foto: Grosby Group)

 

UN ESCENARIO DE CRISTAL

La lujosa recepción de bodas de Pippa y James no escatimó en gastos según informan medios británicos. Hubo una barra de whisky premium, caviar y botellas de champagne. Todo esto dentro del palacio de cristal que los Middletone mandaron construir para el gran día de su hija.

Una avión de la Segunda Guerra Mundial realizó una acrobacia, a manera de saludo, en el espacio aéreo de la recepción. El avión voló bajo y sobre el techo de cristal donde se se celebró la recepción.

El tenista suizo Roger Federer y su esposa Mirka Vavrinec. (Foto: Xinhua)

 

Se sabe que el marido de Pippa, James, rindió tributo a su difunto hermano fallecido, en un emotivo discurso durante la recepción. Michael murió a los 23 años mientras descendía del monte Everest, después de convertirse en el británico más joven en escalar la montaña más alta del mundo, y su cuerpo nunca fue hallado. James comentó a sus invitados que estaba seguro de que Michael los acompañaba en espíritu, en el día día de su boda.

Otro discurso en la recepción fue el que dio el padre de Pippa con un toque de con humor, mientras que Spencer Matthews, hermano del novio, no dio discurso como es la tradición por ser el padrino, en su lugar lo hizo Justin Johannsen, amigo cercano del novio, pues se sabe que Spencer puede llegar a ser imprudente y algo pícaro, quizás los novios quisieron evitar avergonzarse frente al futuro Rey de Inglaterra.

Princesa Eugenia. (Foto: REUTERS)

 

La recepción de la boda fue estrictamente para adultos, así que cuando empezó el baile, el príncipe George, y la princesa Charlotte, ya estaban en su cama en el palacio de Kensington.

Meghan Markle novia del príncipe Harry, llegó a la recepción de la boda. Ella no asistió a la ceremonia religiosa. La aparición en solitario de Harry en la iglesia, se rumora que se debió a una peculiar petición de Pippa, basada en el "no ring, no bring", lo que significaría que Harry no podía traer a Meghan, ya que no estaban comprometidos formalmente. La asistencia de Meghan a la recepción marca la primera vez que es incluida en un evento con otros miembros de la familia real, y el signo más evidente de que ha sido aceptada al menos por los Duques de Cambridge.

(Foto: Getty Images)

 

Como transcurrió esta elegante boda será un gran 'misterio' pues las fotos de la fiesta no serán publicadas redes sociales, ya que a los invitados se les prohibió usar sus teléfonos celulares. Lo que sí se sabe es que el banquete incluyó un servicio de cinco tiempos y que la fiesta terminó hasta las 3:00 am. La noche estuvo rodeada de glamour, una revista de franquicia internacional informó que para la recepción, Pippa usó un vestido más cómodo de la firma española Pronovias.

Ahora que han intercambiado sus votos y celebrado su amor junto con sus familiares y amigos más cercanos, Pippa Middleton y James Matthews iniciaron su primera aventura como recién casados, su luna de miel, con destino a la Polinesia francesa, donde disfrutarán de días de sol.

(Foto: Getty Images)

 

Así se cierra una historia de amor que comenzó en 2007 cuando la pareja cruzó miradas por primera vez, en la isla caribeña de St. Barts. Pippa conoció a James durante unas vacaciones. Pero fue hasta después de cinco años de ese encuentro que hubo un primer 'date’, en ese mismo lugar, el cual marcó un viaje directo a altar y a su nueva vida de casados.

NO TE PIERDAS NUESTRO ESPECIAL DE LA BODA DE PIPPA MIDDLETON: http://www.clase.in/especial/la-boda-real-de-pippa-middleton