En privado con Jeff Koons y Eugenio López

En exclusiva, pasamos una tarde con el artista vivo más cotizado del mundo, su esposa y cinco de sus hijos en el recorrido por su exposición “Apariencia Desnuda” que hicieron con el fundador del Museo Jumex. Ahí fuimos testigos de lo que pocos conocen: lo familiar, sencillo y accesible que es

eugenio_lopez_y_jeff_koons.
Foto: Luisa Serna 
Gente con clase Luisa Serna 22/05/2019 18:25 Actualizada 19:31

 

EUGENIO LOPEZ, Jeff Koons

Fue justo días antes de estrenar su primera exposición en la Ciudad de México, cuando Jeff Koons se enteró que la casa Christie’s había subastado su escultura de acero The Rabbit en un precio récord: 91.1 millones de dólares, convirtiéndolo en el artista vivo más caro del mundo. Impresionante ¿no? Y más que todo sucediera estando él en México acompañado de su familia: cinco de sus hijos y su segunda esposa Justine, para estar presente en la inauguración de Apariencia Desnuda: El Deseo y El Objeto en la Obra de Marcel Duchamp y Jeff Koons. Esta es la primera vez que la obra del artista estadounidense se presenta en México.

La muestra expone en conjunto las obras de Koons con las del artista francés Marcel Duchamp, quien falleció en 1968 y que fue uno de los más influyentes del siglo pasado. En la expo hay más de 70 obras de los dos, cuyo objetivo es establecer un paralelismo entre ambos.

Cabe mencionar que Jeff Koons es muy de familia. Me consta porque lo vi el día de la entrevista que realizamos durante un recorrido privado que Eugenio López, fundador del Museo Jumex, le ofreció a él y a su familia. Llegué al museo y el artista estaba comiendo con su familia en privado. Los niños muy atentos a la plática con su padre y todo el tiempo bajo la atenta mirada de su madre.

Nos metimos en el elevador, la famosa nube del Jumex, y les pregunté si estaban contentos en la ciudad. Contestaron que sí y que habían comprado máscaras de luchadores. Estuvimos recorriendo juntos una de las salas mientras Eugenio terminaba unos asuntos. Cabe mencionar que Jeff es de lo más accesible y antes de subir a la sala, se tomó fotos con el equipo del museo. Qué mejor que una foto con todos los que han trabajado tanto para lograr que esta exposición sea vista por miles de personas. Por cierto ¿ya vieron las filas?

Bueno pues también tuvo tiempo de posar con todas las personas que se acercaron a saludarlo. Y no solo eso sino que firmó los libros de todos con una frase y dibujo. Siempre con sonrisa y buena actitud.

Cabe mencionar que todo es muy profesional en el museo. Ruth Ovseyevitz fue la encargada de que esta entrevista sucediera justo el viernes, que era el día de la cena privada con coleccionistas. Ya se imaginarán el movimiento en el lugar. Por ahí me encontré a Jerónimo Gaxiola quien fue el encargado de producir tanto la cena como la fiesta del día siguiente. Ana Luisa Pérez es otra de las grandes aliadas y personas de confianza de Eugenio desde siempre. Entonces entre subir y bajar todo iba sucediendo.

Para mí, qué supermanera de ver la exposición curada por Massimiliano Gioni, director artístico del New Musseum de Nueva York y director de la Fundación Trussardi de Milán ¿no creen?

 Jeff Koons y Eugenio López

Al preguntarle a Koons cómo se sentía en México, dijo que feliz y que le encantaría regresar. Además está súper agradecido tanto con Eugenio como con el museo por hacer esto posible, así como con el curador. Agregó que hubo varios momentos especiales para él, como por ejemplo el ver a la Venus metálica.

Cuando Eugenio se incorporó a la plática, lo primero que hizo fue saludar a los niños. Ellos lo rodearon y al segundo ya estaban platicando como grandes amigos. No cabe duda que el encanto de Eugenio le llega a todos.

Existe una complicidad palpable entre Eugenio y el artista quienes me llevan al Rabbit para verlo de cerca. Entonces aprovechando los momentos, le hago unas preguntas a Eugenio.

¿Cómo lograste que Jeff Koons viniera a México y presentara su obra en el Museo Jumex?

Como se han logrado todas las exposiciones que hemos hecho en el museo. Con un gran equipo de trabajo que tenemos en el museo y con la gran participación y entusiasmo que Jeff Koons y todo su equipo dio para tener

esta exposición en México.

Como mexicano ¿qué significa para ti que esté aquí la expo que reúne el trabajo de Duchamp y Koons?

Esta exposición ha sido todo un desafío para mí y para todo el equipo del museo. Pero también ha sido una oportunidad única poder reunir la obra de Marcel Duchamp y Jeff Koons. Dos de los artistas más influyentes del arte moderno y contemporáneo. Me da mucho orgullo que el Museo Jumex sea el que organizó esta gran exposición que muestra en conjunto la obra de estos legendarios artistas y pone frente a frente su obra. Además, tenemos en la plaza del museo la obra Seated Ballerina, de Koons, es una escultura de nailon de casi 14 metros y me emociona mucho ver cómo la gente se toma fotos y se entusiasma con ella.

 Jeff Koons y Eugenio López
¿Por qué te gusta tanto Marcel Duchamp?

Marcel Duchamp es un parteaguas en la historia del arte. Con su urinal en 1917 nos dijo que lo importante no es lo que vemos, sino la idea detrás de lo que vemos. El valor e importancia que él le da a la obra de arte no reside en objetos estéticos hechos para el deleite visual, sino en el juego conceptual. Hace 100 años, con sus ready -mades, retó al espectador y le enseñó nuevas formas de ver el arte.

¿Cuál consideras que es tu papel en el mundo del arte, fuera del coleccionismo?

Mi papel en el mundo del arte no existiría fuera del coleccionismo. Hoy el Museo Jumex es un gran espacio para presentar exposiciones de excelente calidad con el fin de dejar una huella significativa en los visitantes.

La cena de coleccionistas

Qué importante noche la del viernes pasado, día en que Eugenio fue el anfitrión de una cena para coleccionistas. Tan solo llegar al museo y ver la bailarina sentada en la entrada fue muy impresionante. Los invitados felices de compartir este momento no solo con Eugenio, sino con el artista. Los Micha al completo: don Marcos y su esposa Vicky, Bella con su esposo, Rafael y Moisés, Jaime con su guapa esposa Olga; Lulú y Pablo Creel, Sumi Slim, Patricia Marshall, Rosario Nadal, pieza importantísima para que esto fuera posible, don Eugenio López, papá de Eugenio, quien no podía ocultar el orgullo por su hijo en este momento tan especial.

 Jeff Koons y Eugenio López

Todo impecable, bajo el cuidado de Jero Gaxiola. Empezó el recorrido por las varias salas en donde está distribuida la obra. Pamela López, sobrina de Eugenio, súper emocionada y ya con varias piezas favoritas, Paulina Rubio muy guapa toda de negro, el círculo cercano de Eugenio todos presentes: Vero García, Christian Hannig, Vero Anaya, Mau Robles, Fernanda Doring.

El salón donde fue la cena divino con lugares asignados.La comida deliciosa servida por Enrique Olvera y, sin embargo, lo más lindo fueron las palabras del anfitrión. Agradeciendo a su padre principalmente el hecho de estar ahí y de haber creído en él y de la emoción de compartir esto con México y su gente. Fue muy emotivo tu discurso el viernes en la cena privada con el artista.

“Nunca traigo algo escrito. Pero el viernes me salió del corazón. Primeramente, sin mi padre nada de esto hubiera sido posible. El hecho que él esté presente a sus 84 años y sentado junto a mí, y que yo todavía se lo pueda decir frente a frente me cambia todo. El tener a Jeff Koons sentado junto a mí y tener la obra de Marcel Duchamp en el museo son cosas que me emocionan mucho y estoy muy agradecido con la vida. Siento que mi labor de más de 25 años ha empezado a dar resultados y estoy feliz. No hay palabras suficientes para agradecer a todos los que estuvieron conmigo ese día. Y voy a seguir trabajando para traer estas exposiciones”.

Al escucharlo pienso: El agradecido es él siendo que esto es, en mi opinión, algo grandioso para los mexicanos. El hecho de traer esta exposición que pone frente a frente a uno de los mejores artistas del siglo XX como es Marcel Duchamp con uno del siglo XXI como lo es Koons y el diálogo entre los distintos temas que abordan. El hecho de que esto sea accesible para el pueblo de México me hace a mi como mexicana sentirme profundamente agradecida con Eugenio López, su museo y su equipo.

 Jeff Koons y Eugenio López

El recorrido Vip

Un día después de nuestra tarde con Jeff Koons, su familia y Eugenio López, se realizó el recorrido VIP con personalidades del mundo social y del arte en México.

Con la espectacular escultura inflable Seated Ballerina, que da la bienvenida en la entrada del Museo Jumex, inició el acceso a la muestra en la que personajes como Liliana Sada, Alejandra Alemán y Monchita y Antonio Cosío conocieron antes que nadie la exposición.

Todos ellos refirieron que les parecía increíble tener esta muestra en México, a muchas de cuyas obras habían tenido oportunidad de admirar en el extranjero, particularmente en Nueva York, pero que ahora es una maravilla tenerlas en el Museo Jumex.

 Jeff Koons y Eugenio López

De fiesta por la exposición

Y como una muestra de arte tan importante mercecía una celebración, los grandes amigos de Eugenio López y personalidades del arte y la cultura en nuestro país no se perdieron la fiesta que se llevó a cabo en Proyecto Público Prim. Ahí llegaron amistades de toda la vida del fundador del Museo Jumex, como lo son Jeanette Longoria y Esthella Provas, quienes además viajaron desde Los Ángeles para acompañarlo en tan importante evento.

 Jeff Koons y Eugenio López