Mauricio Ochmann se disculpa por hackeo

El guapo actor se escribió a sus seguidores por la irrupción del usurpador.

El actor sufrió un ataque cibernético.  (FOTO: Alex Saldaña)
El actor sufrió un ataque cibernético. (FOTO: Alex Saldaña)
Gente con clase Nayeli Villegas 09/09/2015 12:23 Actualizada 13:00

Mauricio Ochamann fue victima de los hackers esta mañana. A través de ella se republicaron contenidos sexuales y hasta fotografías personales del actor. 

Durante la madrugada la cuenta del intérprete de Chema Venegas en “El Señor de los Cielos” fue intervenida y sorprendió a sus seguidores con contenidos muy subidos de tono. El hacker además publicó dos imágenes privadas del actor. 

Hace un par de minutos el mismo actor escribió que ya recuperó la cuenta y pidió una disculpa a sus seguidores por lo ocurrido. Aunque no ha hecho declaraciones sobre el contenido fotográfico personal que publicaron. 

Mauricio no ha sido el único que ha sido blanco de los bullys cibernéticos; figuras como Kate Upton, Ariana Grande, Scarlett Johansonn, Mila Kunis, Demi Lovato, Christina Alguilera, Jessica Alba, entre muchos más también han sufrido invasiones a su privacidad. 

Siendo el caso más sonado el de Jennifer Lawrence, quien llevó su situación a la corte, ya que muchos medios comenzaron a replicar el contenido que los hackers le robaron de su cuenta de iCloud. Sin embargo; la denuncia no procedió debido a los términos y condiciones de la red (iCloud), misma que permite a los usuarios almacenar contenido en la nube, pero dicho contenido es accesible a todos los usuarios de ella.  

La actriz de “Los Juegos del Hambre”, logró retener la republicación de sus imágenes mediante una carta en la que responsabilizaba a todos los medios que publicaran las fotografías. 

Es lamentable que las figuras públicas no puedan protegerse de estos robos de información y datos personales; sobre todo cuando sus cuentas de redes sociales son vistas por millones de personas. Lo que incluye a su familia, y en el caso de Mauricio a su hija Lorenza. 

Desgraciadamente aún no hay una legislación que proteja a los usuarios de medios digitales sobre este tipo de situaciones y mucho menos que castigue a los culpables del robo.